Kayu Resort & Restaurant || Review

Durante la pasada Semana Santa tuve la oportunidad de conocer un lugar más de mi país.

Poco a poco, con mi vocacion de ir conociendo mas sobre TODO LO BUENO que El Salvador tiene por ofrecer, les ire contando sobre lugares nuevos que con Pocho y mi familia vamos conociendo.

Hoy fue el turno de Kayu Resort & Restaurant.

image

Y debo de decir que estoy fascinada.

Hace aproximadamente unos 4 años yo me encontré con este lugar en medio Facebook. Y desde que lo vi en sus fotos quede muy fascinada por la vista que aclama tener en base a sus éstas.

Al momento de decidir nuestro rumbo en estas vacaciones, la decisión fue unánime: la playa. Después de cotizar varios lugares – unos DEMASIADOS caros – decidimos por este.

Kayu es un pequeño hotel situado en la CA-2, en el puerto de La Libertad. En la playa El Sunzal, despuecito del playa El Tunco.

La famosa playa había llegado a mis oídos pues es el lugar donde Pocho surfea, y nunca había tenido la oportunidad de ir con él.

Un poco nerviosa, reservamos las dos últimas habitaciones que el hotel tenía disponibles, y esperábamos con ansías que el tiempo pasará. Digo nerviosa porque en esta ocasión, mi papá nos acompañó, y él y mi mami aman viajar. Han estado en muy buenos hoteles de playa y son los huéspedes más rigurosos que conozco pero en sentido de que siempre tratan de buscar lo mejor. Jajaja.

Llegó el día, y nos fuimos.

A pesar de ser Semana Santa, el tráfico no estaba muy pesado. Llegamos en un aproximado de 40 minutos. Y vaya que me sorprendí. El hotel, como les decía, es pequeño. Cuenta con 7 habitaciones nada mas. Pero lo pequeño no le resta para nada. Calificado con casi 5 estrellas en Trip Advisor y Booking. Y las tiene bien merecidas.

El costo es de alrededor de 115 dólares la noche en habitación para dos personas. Eso es alrededor de 60 dólares por persona. No incluyendo impuestos. Ese precio sí te incluye un desayuno por persona valorado en $4 USD.

Nosotros pagamos más o menos ese precio y éramos 6 personas. Me pareció una ganga para lo que te dan.

El servicio es increíble. No hay persona que trabaje ahí que te atienda con mala cara. La piscina es grande. Las habitaciones son cómodas. Con piso de cerámica, aire acondicionado, televisión con cable, un gran armario, baño con ducha e inodoro muy bien aseado. En las habitaciones caben hasta 4 personas. Te dan opciones de tamaños de cama. También hay WiFi y puedes rentar tablas de surf.

Lo único que quizás a algunos podrá incomodarles es que para ir al lado del mar, debes cruzar la calle y llegar a la otra parte del hotel. Sin embargo, los guardias y el resto del personal son tan buena onda que te ayudan con el pase en caso de que haya tráfico.

Podés disfrutar de tus comidas ahí o en el área principal.

La zona es una de las más cotizadas por surfistas que vienen de TODO el mundo. Y entiendo por qué. El mar en ésta zona tiene un hermoso tono aqua. Las playas más limpias que he visto. Olas maravillosas. No se porque pero no sentí un calor extremo, si no mas bien agradable.

Esta a unos 10 minutos caminado de la playa el Tunco donde podes llegar hacia ese lugar del lado de la costa – totalmente iluminado y seguro. El hotel te espera y te abren la puerta a la hora que decidas llegar.

Respecto a la comida, porciones grandes, muy rico, precios competitivos con respecto a otros restaurantes a los que he ido. Por ejemplo, las entradas – mozarella sticks y fried calamari and shrimp y los nachos con los mejores frijoles con carne Y camarones de mi vida- andaban entre los 5 y 11 dólares. Los platos fuerte entre 10 y 20 dolares. Pero si te das una gran comilona y me parecen precios justos. En el caso de los desayunos, si pides uno que valga arriba de los 4 dólares, pagas la diferencia. Esto es algo que yo no sabia pues no se me dijo al momento de hacer la reserva. Pero tampoco me causó inconveniente alguno.

Cosas a tomar en cuenta, si queres pasar el día ahí podes pero igual tenes que reservar. El costo mínimo de consumo según me dijeron es de $25 USD. Las camas extras también estas por un costo de $25 USD. Podés tomar licor dentro se las instalaciones pero ay de aquel que haga relajo de voló desordenado (no offense) que te multan. Tienen un control muy estricto respecto a eso. Y me parece genial porque garantizan que podrás gozar de paz y tranquilidad sin ser molestado por ruido y relajo innecesario. Llamenme abuela. No me importa. Pero trabajar y estudiar de lunes a sabado hace que lo que menos quiera es ir a escuchar relajo. Ahora, si de bailar hablamos…

Kayu se ha ganado mi corazón y mis 5 estrellas. Definitivamente volveré.

Te dejo con más fotos de mi experiencia.

Abrazos de mí para ustedes! ❤

image

image

 

image

image

image

image

image

image

image

image

image

image

image

image

Todas las fotografías con derechos reservados.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s